Introducción Ecografía precoz Ecografía morfológica Secuencia ecográfica Eco Doppler y 4D La amniocentesis El corazón fetal
Fecundación, intro La Prueba de Embarazo Semanas 0 a 20 Semanas 21 a 40 El cordón umbilical La placenta Cómo vive mi bebe? Problemas fetales Maduración pulmonar
Medicación segura Evolución sintomática Ganancia de peso Molestias articulares Náuseas y Vómitos La piel de la mamá Sueños de la mamá Flujo vaginal Laboratorio
Control preconcepcional Control prenatal Exposición a toxinas Embarazada de 35 Obesidad y embarazo Nutrición y embarazo Sexo y embarazo Ejercicio y embarazo Violencia y embarazo Embarazo adolescente Sesión fotográfica
Aborto y pérdidas Alto riesgo obstétrico Diabetes gestacional Embarazo ectópico Embarazo múltiple Hemorragias tardías Parto prematuro Placenta previa Preeclampsia
Anemia Diabetes mellitus Hipertensión arterial Hipotiroidismo Várices y hemorroides
Zika Chikungunya VPH y Embarazo Rubéola congénita Toxoplasmosis Infección urinaria La clamidia Sífilis y embarazo Vacunas y Virus
El parto La cesárea Cuidados de la herida El puerperio Anticoncepción Mastitis puerperal La Maternidad Reflexiones postparto Papel del padre
Recién Nacido Lactancia materna Sueño del bebé Piel del bebé Circuncisión Sepsis neonatal El nombre del bebé Seguridad infantil Carácter y crianza Células Madre
Recién Nacido Lactancia materna Sueño del bebé Piel del bebé Circuncisión Sepsis neonatal El nombre del bebé Seguridad infantil Carácter y crianza Células Madre

bacteriuria asintomática

La bacteriuria asintomática implica la expulsión de bacterias en la orina sin síntomas de infección urinaria. La orina es normalmente estéril así que la presencia de bacterias en la orina se considera algo anormal, una infección. Esta entidad es relativamente reciente y fuera del embarazo se discute si debe ser tratada o no.

En el embarazo puede generar serias consecuencias por lo que es necesario solicitar los estudios apropiados para detectarla y tratarla si está presente

Técnicamente hablando, la bacteriuria asintomática (BA) se define como un cultivo urinario (urocultivo) positivo (presencia de más de 100.000 Unidades Formadoras de Colonias -UFC- por mililitro de orina) en ausencia de síntomas de infección urinaria

Dr. Ricardo Gómez Betancourt

consideraciones...

¿Como se manifiesta?

No hay ningún síntoma, por ello se denomina asintomática

¿Como se diagnostica si no hay síntomas?

La diagnosticamos porque la buscamos.

Como sabemos que el 2-7% de las mujeres, embarazadas o no, sufren de BA tenemos la obligación de practicar cultivos de orina ocasionales en la mujer no embarazada y de manera rutinaria a TODAS las mujeres embarazadas en su primera visita prenatal

¿Cual es la importancia de la BA en el embarazo?

En el embarazo la inmunidad celular está un poco disminuida y ciertas infecciones se pueden salir del control de los mecanismos inmunológicos naturales de la mujer y poner en peligro su vida; el caso más notable es el de la bacteriuria asintomática. Sin diagnóstico y tratamiento apropiado el 25-30% de las pacientes con BA desarrollará una infección renal (pielonefritis aguda) sintomática que puede desencadenar una infección generalizada (sepsis, 2% de los casos) y llevar a la paciente a una terapia intensiva. En cambio, en la mujer no embarazada las complicaciones de la pielonefritis son bastante raras.

En cuanto al bebé, la BA y sus complicaciones pueden generar partos prematuros y bebés de bajo peso al nacer.

¿Cual es el tratamiento?

El tratamiento se basa en el uso de antibióticos apropiados guiados por el resultado del Urocultivo y el Antibiograma. Una vez finalizado el tratamiento hacemos otro cultivo de orina para verificar que la orina está, nuevamente, estéril

Si se presenta una pielonefritis es posible que la paciente deba ser hospitalizada para recibir tratamiento endovenoso por al menos 72 horas. Una vez terminado el tratamiento (se completa por vía oral en casa) se practica un urocultivo control para asegurar que la orina está estéril pero la paciente recibirá tratamiento antibiótico en dosis bajas (terapia de supresión) hasta el final del embarazo ya que se ha demostrado que las pacientes que han sufrido una pielonefritis aguda durante el embarazo tienen un alto riesgo de sufrirla nuevamente

¿Que puedo hacer?

Acuda tempranamente a su control prenatal

Tenga un adecuado aseo ano-genital y evite limpiar el ano de atrás hacia adelante después de defecar

Evite las relaciones anales o al menos evite las relaciones vaginales a continuación de las anales si no hay lavado previo del pene o uso y retiro de un preservativo

Notificar al obstetra sobre la presencia de fiebre, malestar, dolor lumbar y síntomas urinarios como ardor, deseo frecuente de orinar, cambio del olor de la orina, etc Lo que no debo hacer No controlar tu embarazo es el primer paso para una complicación obstétrica

No practicarte los exámenes de laboratorio indicados en tu control prenatal

No cumplir con el tratamiento indicado ni seguir las normas de higiene anogenital

Tiempo de recuperación

En la BA asintomática no hay enfermedad como tal, así que no se habla de recuperación. Lo importante es cumplir el tratamiento antibiótico prescrito y mantenerlo todo el embarazo si está indicado. La recuperación de una pielonefritis durante el embarazo toma alrededor de 3-4 días, sin embargo la anemia que le acompaña puede tomar semanas para poder corregirla.

Evita una pielonefritis y sus complicaciones durante el embarazo, acude precozmente a tu control prenatal y solicita un urocultivo si tu médico no ha hablado del tema

pielonefritis aguda: la complicación de la bacteriuria

La pielonefritis es una forma de infección urinaria de las vías altas, riñón y pelvis renal, muy sintomática en la mayor parte de los casos y acompañada de dolor en la parte media de la espalda (fosa lumbar), fiebre y escalofríos. Se denomina pielonefritis aguda cuando los síntomas aparecen de manera rápida y la paciente manifiesta muchos síntomas, usualmente de 1-2 días de evolución.

Se sugiere que la mayor parte de los casos de pielonefritis se debe a una infección urinaria baja ascendente hasta los riñones (por ejemplo, una cistitis inadecuadamente tratada). La bacteriuria asintomática es una condición recientemente considerada en la cual se supone existe una infección o colonización "crónica" asintomática del riñón que puede conducir a una pielonefritis o daño crónico irreparable de los riñones.  Esto es particularmente peligroso durante el embarazo ya que las infecciones de este tipo pueden conducir a parto prematuro e infecciones del feto o sus anexos.

Los pacientes susceptibles de sufrir una pielonefritis son aquellos con lesiones o malformaciones de las vías urinarias, infecciones urinarias a repetición, portadores de cálculos urinarios, enfermedades crónicas como la diabetes, enfermedades debilitantes como los sindromes de inmunosupresión (ej. SIDA), el embarazo, etc

¿Cuáles son los síntomas de la pielonefritis aguda?

Dolor lumbar, especialmente en el lado derecho (más frecuente que el izquierdo)

Escalofríos y fiebre

Dolor abdominal

Náuseas y vómitos

Algunas personas manifiestan o tienen antecedentes de sintomas de infección urinaria baja: deseo frecuente de orinar, deseo de orinar persiste al terminar la micción, dolor al orinar, etc.

¿Cómo se diagnostica?

Las características clínicas de la pielonefritis son sumamente claras para hacer un diagnóstico preciso sin embargo hay ocasiones donde el clinico puede estar confundido por la falta de signos o sintomas o la presentación atípica de la enfermedad.  Siempre que exista la sospecha debe hacerse un examen de orina, un cultivo de orina y una rutina de laboratorio en sangre.  Si se sospecha de otras lesiones en las vías urinarias debe consultarse a un urólogo

Cistitis

La cistitis es la inflamación de la vejiga urinaria, usualmente asociada a una infección bacteriana de la orina. Con cierta regularidad se puede presentar cistitis como consecuencia de una infección renal asintomática (bacteriuria asintomática) y su falta de tratamiento copnducir a una pielonefritis aguda. El agente causal más frecuente es la Escherichia Coli.

Síntomas:

Dolor o sensación de ardor al orinar: disuria

Necesidad frecuente y urgente de orina: polaquiuria

Sensación de deseo de orinar al terminar de orinar: tenesmo vesical

Dolor en la región baja del abdomen

Mal olor de la orina

Presencia de sangre en la orina: cistitis hemorrágica

El embarazo aumenta la frecuencia urinaria por lo que le genera dudas de infección urinaria a muchas pacientes, pero en este caso no hay ardor ni dolor miccional

el diagnóstico

El diagnóstico de la BA solo se puede hacer mediante el uso de cultivos (Urocultivo) para la identificación del germen Colonias de E. coli en cultivo de orina positivo

colonias

pruebas bioquímicas para determinar la identidad del gérmen

antibiograma

y su resistencia a los antibióticos (antibiograma)

antibiograma

Las bacterias están creciendo en toda la superficie de estos envases pero no se le acercan a los círculos de papel impregnados de antibióticos. Mientras más grande es la areola alrededor del circulito de papel, mayor es la efectividad del antibiótico. De esta manera sabemos que antibiótico debemos usar en las infecciones. Este resultado requiere 3 a 4 días

La bacteria involucrada en más del 90% de las infecciones urinarias es la Escherichia coli

foto microscopica

 

pielonefritis aguda

Durante el embarazo puede ser una infección grave

Se manifiesta por dolor lumbar (el riñón derecho es afectado con mayor frecuencia), fiebre, escalofríos, malestar general, deshidratación, nauseas y vómitos

Puede requerir hospitalización

Puede repetirse (2%) por lo que la paciente debe tomar antibióticos en dosis baja el resto del embarazo (terapia supresiva).

Sus complicaciones son la sepsis materna, anemia, deshidratación, parto prematuro, retardo del crecimiento fetal, etc.

La Pielonefritis fuera del embarazo se maneja como cualquier infección leve a moderada, de manera ambulatoria y los riesgos de complicación son bastante bajos

dolor lumbar alto y malestar

 

Si no se trata...

Las consecuencias de no diagnosticar ni tratar una infección urinaria son peligrosas, aunque algo infrecuentes, pero no vale la pena arriesgarse.

Sepsis materna

Sepsis del Recién Nacido

Rotura de membranas y Prematuridad

Muerte materno fetal